La arquitectura de Buenos Aires es una de las más bellas de Latinoamérica. Basta con mirar para arriba un poco, mientras paseamos, para encontrarnos con edificios que tienen muchos años y que con muchas características de la arquitectura europea nos llenan de orgullo. Es algo que muchos turistas nos elogian cuando nos visitan. Pero lamentablemente no todos le dan el mismo valor, la vigencia de la ley 3056 (la que protege estos edificios) está por caducar y se está buscando una prórroga (lo ideal sería que no tenga fecha de caducidad) para que nadie pueda tocar estos edificios históricos.

La ley a la que me refiero protege a todos los edificios anteriores a 1941. Cualquier edificio o casa construida antes de ese año que quiera ser demolida tiene pasar por la revisión del  Consejo Asesor en Asuntos Patrimoniales quienes son los responsables de decidir su demolición o no. El 31 de diciembre esa ley que les mencioné caduca, y ahí no va a haber Consejo Asesor que valga.

Pero no todo está perdido y vos mismo podés ayudar a que el patrimonio arquitectónico de nuestra Ciudad continúe vivo. La agrupación Basta de Demoler, formada por vecinos de la Ciudad que quieren proteger el patrimonio urbanístico, trabaja desde el año 2007 integrando y convocando a los vecinos que quieran participar. Esta vez piden que si estás a favor de la iniciativa de que la ley continúe vigente le envíes un mail a los legisladores para que toman conciencia. No es necesario que te sientes a redactarla ni nada, ellos te proponen solamente llenar un formulario con tus datos, leas la carta que se les va a enviar y de esta manera juntar firmas.

En el sitio de Basta de Demoler podés ver un mapa detallado de todas las propiedades que fueron demolidas hasta hoy, las que están en peligro o las que es inminente su desaparición. Hay fotos de cada una de las casas y su dirección exacta. Viéndolo en general da bastante tristeza saber que todo eso puede no estar más de un día para el otro. En vez de recuperarlas o restaurarlas se demuelen para darle lugar a nuevas construcciones y así perder la identidad de la Ciudad.

Les dejo también un video que concientiza bastante sobre la ausencia de todas esas construcciones antiguas que hoy ya no están. Firmemos el petitorio y esperemos que los legisladores entiendan la importancia de proteger la arquitectura de nuestra Ciudad.

Foto: Basta de delomer