Buenos Aires es una ciudad enorme, especialmente para los turistas que buscan recorrerla en poco tiempo. Hace más de un año y medio, funciona el Buenos Aires Bus como una buena alternativa para recorrer los puntos más destacados, que termina el año con novedades: la extensión de su recorrido hasta Belgrano y nuevas paradas en La Boca y el casco histórico.

El viaje tiene el mismo punto de partida (Florida y Diagonal Norte), pero ahora también incluye escenarios deportivos como el estadio de Boca Juniors y el Campo de Polo, o espacios culturales como el Museo de Arte Español Enrique Larreta y el MALBA. Además, se suman nuevos centros comerciales y locales gastronómicos, que pueden visitar gracias a la posibilidad de subir y bajar del colectivo, sin necesidad de pagar nuevamente el boleto.

Con estos cambios, el primer servicio arranca a las 9.30 y el último, a las 19. El circuito normal dura casi tres horas, pero esto puede variar si optan por hacer alguna actividad en determinada parada, al igual que por las condiciones climáticas o demoras en el tránsito.

Realmente es positivo que el recorrido se extienda cada vez más, porque nuestra Capital tiene mucho por descubrir. Además de los lugares imperdibles, cada barrio esconde muchas historias, las cuales se revelan en visitas especiales o eventos como La Noche de los Museos. Sería bueno que, de a poco, también se complementen con esta manera tan cómoda de conocer la vida porteña.

Foto: Punto de encuentro