Con sus mil caras, el Obelisco se convirtió en un símbolo porteño que no puede dejar de conocer cualquier visitante de Buenos Aires. Incluso, muchas veces se lo intervino para dar mensajes o recordar momentos históricos.

Esta tarde podremos sumar un nuevo significado a la lista, con la subasta solidaria Obeliscos del Bicentenario, que se hará a las 18 en el auditorio Santa María de los Buenos Ayres del Banco Ciudad, Esmeralda 660.

La idea surgió por iniciativa de un grupo de artistas, que consiste en 25 esculturas de 1,80 metros de alto, decoradas con total libertad estética y técnica. El catálogo incluye obras de personalidades como Marta Minujin, Rogelio Polesello o Clorindo Testa, pero también de otras por conocer.

En general, la técnica elegida es la pintura, aunque se destacan algunos que utilizaron vidrio, piedras y hasta ruedas. Durante el año, se los expuso en distintas muestras de espacios destacados de la Ciudad: ArteBA, Teatro San Martín, Centro Cultural Recoleta y en la Cena Anual de Conciencia.

Pero detrás del objetivo artístico, hay un rol social muy valioso, porque todos los ingresos irán destinados a programas de ONGs dirigidos a la niñez: la Fundación Cimientos, el comedor infantil Bokitas y la Iglesia Evangélica del Río de la Plata. De esta forma, aparte de celebrar los 200 años de nuestra Patria, es una gran ayuda a quienes más lo necesitan.

Más allá del hecho en sí, tenemos que destacar la colaboración de los artistas en este tipo de proyectos, porque en todas las ramas del arte, siempre hay uno que está dispuesto a dar una mano. Y eso merece tanto reconocimiento como la calidad y creatividad de sus trabajos.

Vía: Impulso Baires | Foto: Ahora Educación