Mariano Mores nació hace casi cien años, en el porteño barrio de San Telmo, entre calles empedradas y caserones coloniales. Luego de pasar por el conservatorio, se fue perfilando como un exponente musical, hasta convertirse en una figura destacada del tango a nivel nacional e internacional. La semana que viene se despide a lo grande y para siempre de los escenarios.

Resulta que el último tango no será en París, sino en Buenos Aires y lo ofrecerá la mayor estrella del tango viviente, porque con sus 93 años, Mariano Mores (dueño de una extensa trayectoria) le dice adiós a su público. Por eso, si sos admirador del género musical o todavía no tuviste la oportunidad de escuchar a este maestro, hay una última chance de verlo en vivo acompañado por su Orquesta.

El espectáculo está programado para el viernes 13 a las 21.30 y el domingo 15 a las 20, mientras que el escenario estará a cargo del Teatro Gran Rex en la calle Corrientes 857. Las entradas van de los 80 a los 250 pesos y ya se pueden conseguir en la página web de Ticketek.

Si bien la despedida puede poner melancólico a alguno, no olvidemos que Mariano Mores ha pasado los últimos 78 años de trabajo arriba de un escenario, es más que hora de unas merecidas vacaciones. El autor de las músicas de Gricel, Uno y Cafetín de Buenos Aires, tiene más de 300 grabaciones, por eso y por su calidad artística merece el título de ícono del 2x4 rioplatense.

Foto: Vuenosairez