Una de las cosas más interesantes que tiene Buenos Aires es la oferta, casi interminable, de música. Como melómana confesa, a veces se me vuelve imposible encontrar un buen lugar donde escuchar música en vivo, no solamente porque a veces las bandas que se presentan no se adecúan a mi gusto, sino porque además no hay muchos lugares habilitados y los que existen son casi un secreto a voces. Para facilitar el plan de una salida para escuchar música, elaboré esta lista con algunos de los lugares más interesantes en Buenos Aires.

Hace poco vinieron de visita algunos amigos “internacionales” que se morían de ganas por escuchar algunas muestras de nuestro rock independiente. Algo complicado, porque los espacios disponibles y habilitados para espectáculos de música en vivo son pocos. Las restricciones, por otro lado, son muchas, y a veces esto no es ideal para que afloren lugares donde tengan una nueva vía de difusión artistas que no tienen tiempo en las radios o en la televisión, y tienen que encargarse de todo “a pulmón”.

Muchos de los lugares tienen vida corta y cierran rápido. Por ejemplo, La Castorera, un lugar en Avenida Córdoba, cerró sus puertas para hacer lugar a un nuevo complejo de departamentos. Con cada vez menos lugares para tocar, las herramientas de difusión de los músicos se achican. Por eso armamos una lista con los cinco mejores (claro, en opinión de esta humilde editora) lugares para escuchar música en vivo, e independiente, en Buenos Aires. Claro está que algunos lugares no están siendo mencionados, así que son bienvenidos a aportar con un comentario y coordenadas a su lugar favorito.

  • Vuela el Pez: escondido (porque casi parece que estuviera escondido) en pleno barrio de Palermo, en Avenida Córdoba 4379, en Vuela el Pez siempre hay algo interesante y musical para hacer. Además de tener una propuesta íntima y cálida, con una barra accesible (y una pizza casera que desvela), el propósito final de Vuela el Pez es dar a conocer expresiones artísticas y reunir a las personas. Recomendado: el ciclo Feliz Domingo, organizado desde el sitio web Sonido Ambiente para darle difusión a algunas de las bandas y artistas nóveles más interesantes que tiene la escena porteña.

  • Centro Cultural Matienzo: como lo delata su nombre el Matienzo es un Centro Cultural, pero también tiene una propuesta de shows en vivo interesante. Cuenta con ciclos de teatro, tarot, cine y literatura, y ciclos especiales dedicados a concentrarse en algunos de los artistas emergentes más importantes de la ciudad. Está ubicado en Belgrano, en Matienzo 2424, a metros de la avenida Cabildo. Uno de sus hitos fue el festival Hit de Road, con bandas importantes de la escena indie nacional, y acaba de terminar el primer festival de jazz emergente de Argentina. Recomendado: el ciclo “Toda la Música del Mañana”, encargado de dar a conocer algunas de las bandas que darán que hablar próximamente. En Agosto, los dueños del ciclo son, justamente, “Julio y Agosto”.

  • Ultra Bar: desprendido del sello Ultrapop, Ultra Bar es la expresión máxima del bar con música. Un lugar grande, en pleno Centro porteño (San Martín 678), en Ultra se puede comer y beber bien mientras escuchamos unas buenas bandas. La oferta de música no tiene fin, dado que casi todos los días hay algo interesante para ver en la agenda, y usualmente el establecimiento planea ciclos que destacan a un artista en particular. Muchas veces la entrada es gratuita y cuando no lo es, seguramente no sale lo mismo que ir a recitales multitudinarios. Recomendado: La Costa y Nairobi, dos bandas fuertes de la escena indie local, pronto van a estar dando shows en Ultra. Se puede consultar la agenda en su blog oficial, que tiene publicaciones periódicas.

  • El Emergente: el bar El Emergente es ideal para aquellos que busquen realmente encontrarse con la “cocina” de las grandes bandas. Usualmente, por su escenario pasan grupos jóvenes, poco conocidos y que todavía están desarrollando su sonido. Uno de los atractivos fundamentales del Emergente es el hecho de que es gratuito, y solamente hay que consumir adentro del bar para garantizarnos una buena velada de música. Está ubicado en el barrio de Abasto, en Gallo 333, y todas las noches traen una propuesta diferente. Recomendado: el ciclo de los martes a la noche Acústicos de Vinilo, con la presentación de diferentes bandas en formato despojado.

  • Niceto Club: ahora sí, pasamos a algo mucho más conocido pero que tiene una agenda que no todos conocen. Niceto Club, ubicado justamente en la calle Niceto Vega 5510, nos ofrece fiestas y ciclos regulares en los cuales diferentes bandas pequeñas pueden disfrutar del buen sistema de sonido del establecimiento. Casi todos los días, diferentes fiestas con una gran cantidad de bandas en el line-up nos dejan descubrir cosas nuevas. Recomendado: Brasil Ao Vivo formará parte del BAFIM del mes que viene, y recomendamos que vayan sacando sus entradas para disfrutar de lo mejor de la música del Brasil.

Foto: mar violeta en Flickr