Buenos Aires es una ciudad con una fuerte cultura de los libros. Además de haber sido cuna de varios escritores importantísimos para la literatura argentina, y sede de varias editoriales de relevancia internacional, los porteños leen, y mucho. Por eso, además de la abundante oferta de librerías que existe en las calles de Buenos Aires, nos topamos además con las librerías de viejo.

Así se llaman los establecimientos que venden y compran libros usados. En todos los barrios hay varias, y tienen de todo: para los que tienen tiempo de revolver, es el lugar ideal para encontrar ediciones raras, libros agotados, y colecciones extravagantes de hace décadas. Los lectores ávidos siempre tienen una favorita, pero para aquellos que todavía le tienen desconfianza, hay algunas que se destacan por sus catálogos y atención.

  • El Banquete: existen dos locales del Banquete en Belgrano. Originariamente, estaban manejados por los mismos dueños pero eventualmente se separaron. Ahora, uno de los Banquetes se encuentra en Av. Cabildo 1107, casi esquina Aguilar, mientras que otro local más pequeño se encuentra en La Pampa 2508. Mientras que el de Av. Cabildo tiene un catálogo más rico en ciencias sociales, el de La Pampa tiene una oferta más grande en literatura hispana y argentina.

  • Club Dumas: el Club (llamado así por una novela de Arturo Pérez Reverte) es una tradicional librería de viejo. Se especializan en la compra y venta, por lo que podemos encontrar básicamente de todo en sus estantes. Está ubicada en la Av. Corrientes 1676, en una de las calles más relevantes para los buscadores incansables  de libros, pues allí se aglomeran alrededor de cinco librerías por cuadra. Sin embargo, el Club se destaca justamente por su oferta. Si tenés ganas de vender tus libros, pueden retirarlos a domicilio.

  • Antaño: como bien indica su nombre, una de las especialidades de Antaño, librería de viejo ubicada en Sánchez de Bustamante 1876, Palermo, son los libros antiguos. También es un buen lugar para encontrar libros raros y agotados, en varios idiomas (aunque son mayoría los libros en inglés y francés). Es ideal para los coleccionistas de volúmenes exóticos que busquen tener ediciones únicas, limitadas, o con alguna marca significativa.

  • La Cueva: nos vamos bien al Centro para encontrarnos con La Cueva. Este establecimiento hierve siempre de lectores que salen de sus trabajos y van directamente a ver qué tiene de nuevo el local. Además de ser una librería de viejo, La Cueva también comercializa ediciones nuevas, pero su especialidad son las ediciones antiguas. Una de sus característicos libros los antiguos volúmenes de enciclopedias que adornan la fachada. Se encuentran en Av. de Mayo 1119.

  • Los Cachorros: llamado así por el libro de Mario Vargas Llosa, los cachorros es una buena opción para comprar libros sin alejarnos demasiado del barrio. Ubicada en Av. Díaz Vélez 5011, Parque Centenario, cuenta con el aspecto negativo de tener cerca la Feria de Parque Centenario, pero lo bueno es que, al comprar muchos volúmenes a través de dueños de libros, cuenta con una colección interesante y rarísima. De lo bueno que nos pueden ofrecer las librerías de Corrientes, pero en otro barrio.

Además de estos cinco destacados, existen tres opciones que también son interesantes a la hora de comprar libros usados. Estamos hablando de las ferias. Existen tres ferias importantes en Buenos Aires que se caracterizan por tener una oferta amplia de volúmenes. Los fines de semana se llenan de personas que no solamente buscan libros sino también revistas y discos.

  • Parque Rivadavia: la feria del Parque Rivadavia es una de las más conocidas de la Ciudad. Allí podremos encontrar una variedad de libros usados y nuevos, y es uno de los paseos más clásicos de la Ciudad. Está ubicado en la Av. Rivadavia al 4800, y dentro del parque no se venden únicamente libros. Atención, porque hay que revolver, y mucho.

  • Parque Centenario: en el Parque Centenario no podemos encontrar solamente libros, sino que su Feria está caracterizada por ofrecer una gran variedad de discos y vinilos. Sin embargo, para los literatos también hay varias opciones, sobre todo dentro de la rama de los usados.

  • Plaza Italia: la Feria de Plaza Italia está ubicada en las plazoletas cerca de La Rural, y no exactamente en la Plaza. Allí podemos encontrar una variedad enorme de libros, particularmente aquellos destinados al ámbito académico. También se pueden encontrar manuales escolares.

¿Qué otra librería de viejo acostumbran visitar?